Chili Con Frijoles Rojos

¿Te gustaría probar un plato lleno de sabor y picante? Entonces el Chili con Frijoles Rojos es perfecto para ti. Descubre la receta tradicional de este delicioso platillo mexicano que combina carne, especias y frijoles en una explosión de sabores que te dejará sin palabras. ¡Prepárate para disfrutar de un festín culinario!

Índice
  1. Ingredientes
  2. Preparación
  3. Tiempo de preparación y cocción
  4. Consejos
  5. Valor nutricional
  6. Variaciones de la receta de Chili con Frijoles Rojos

Ingredientes

El Chili con Frijoles Rojos es una receta deliciosa y reconfortante que combina sabores intensos y texturas cremosas. A continuación, te presentamos los ingredientes necesarios para preparar esta deliciosa receta:

  • 500 gramos de carne molida
  • 1 cebolla grande, picada finamente
  • 3 dientes de ajo, picados
  • 1 pimiento rojo, cortado en cubitos
  • 1 lata de frijoles rojos, escurridos y enjuagados
  • 2 latas de tomate triturado
  • 2 cucharadas de pasta de tomate
  • 2 cucharaditas de comino molido
  • 2 cucharaditas de chile en polvo
  • Sal y pimienta al gusto
  • Aceite de oliva para cocinar

Preparación

La preparación del Chili con Frijoles Rojos es muy sencilla. Sigue estos pasos para obtener un plato delicioso:

1. En una olla grande, calienta un poco de aceite de oliva a fuego medio-alto. Agrega la cebolla y el ajo, y cocina hasta que estén dorados y fragantes.
2. Añade la carne molida y cocínala hasta que esté bien dorada y completamente cocida. Asegúrate de romper cualquier grumo de carne con la cuchara de madera.
3. Agrega el pimiento rojo y cocina por unos minutos más, hasta que esté tierno.
4. Añade los tomates triturados, la pasta de tomate, el comino, el chile en polvo, la sal y la pimienta. Revuelve bien para combinar todos los ingredientes.
5. Baja el fuego a medio-bajo y cocina a fuego lento durante al menos 30 minutos, o hasta que los sabores se hayan mezclado y la salsa haya espesado ligeramente.
6. A mitad de la cocción, agrega los frijoles rojos escurridos y enjuagados. Cocina por otros 15 minutos para que los frijoles absorban los sabores del chili.
7. Prueba y ajusta los condimentos si es necesario.

Tiempo de preparación y cocción

El tiempo total de preparación y cocción del Chili con Frijoles Rojos es de aproximadamente 1 hora. Esto puede variar dependiendo de la velocidad de cocción y la preferencia personal. Es importante cocinar el chili a fuego lento para que los sabores se desarrollen y los ingredientes se mezclen correctamente.

Consejos

  • Puedes agregar más especias como pimentón, orégano o incluso chipotle en adobo para darle un toque extra de sabor y picante.
  • Si prefieres una versión vegetariana del chili, puedes sustituir la carne molida por proteínas vegetales como soja texturizada o tempeh.
  • Sirve el chili con toppings como queso rallado, crema agria, cilantro picado, rodajas de jalapeño o incluso chips de tortilla para darle un toque crujiente.
  • El chili sabe aún mejor al día siguiente, ya que los sabores tienen tiempo de mezclarse y desarrollarse aún más. Guarda las sobras en el refrigerador y disfruta de una comida deliciosa al día siguiente.

Valor nutricional

El Chili con Frijoles Rojos es una receta nutritiva y equilibrada. Contiene una buena cantidad de proteínas provenientes de la carne molida y los frijoles rojos, así como fibra y vitaminas del pimiento rojo y la cebolla. Sin embargo, es importante tener en cuenta que el valor nutricional puede variar dependiendo de los ingredientes utilizados y las porciones servidas. Se recomienda consultar a un nutricionista para obtener información más precisa sobre el valor nutricional específico de tu receta.

Variaciones de la receta de Chili con Frijoles Rojos

El Chili con Frijoles Rojos es una receta muy versátil que se presta a diversas variaciones. Aquí te presentamos algunas ideas para agregarle un toque personal:

  • Agrega verduras adicionales como zanahorias, calabacines o maíz para aumentar la cantidad de vegetales en tu plato.
  • Utiliza diferentes tipos de frijoles, como frijoles negros o pintos, para variar el sabor y la textura.
  • Experimenta con diferentes especias y condimentos para crear tu propio perfil de sabor único.
  • Si prefieres una versión más picante, añade chiles jalapeños o serranos picados.
  • Prueba a servir el chili sobre arroz blanco, patatas al horno o incluso nachos para una presentación diferente.

¡Deja volar tu imaginación y disfruta de esta deliciosa receta adaptable a tus gustos y preferencias!

Entradas Relacionadas

Subir

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para garantizarle la mejor experiencia en nuestro sitio web. Política de Cookies